Partículas de otra galaxia habrían llegado a la Antártida para ser descubiertas por científicos que buscan sus rastros luminosos –algunos viajando más rápido de la luz.
Científicos del Observatorio de Neutrinos IceCube del Polo Sur han descubierto los neutrinos de mayor carga energética jamás encontrados. Para ello, utilizaron taladros que penetran hasta 1.5 millas al interior de la superficie helada de la Antártida (la cuál puede tener hasta 4 km. de espesor.)
Los neutrinos son partículas subatómicas que pueden atravesar la materia como si de “fantasmas” se trataran. Lo hacen ya que carecen de carga eléctrica, por lo que no son atraídos por las fuerzas electromagnéticas de otros cuerpos, como ocurre con los electrones y los protones.
Entre otros orígenes, estas partículas nacen de las reacciones nucleares de las estrellas. El sol, por ejemplo, proyecta la mayoría de los neutrinos que llegan a la Tierra. Pero los dos neutrinos que fueron descubiertos recientemente, tienen una hiper alta densidad. 

Apodados “Bert” y “Ernie”, estos neutrinos pudieron haber tenido su origen en una ola de rayos gama de una lejana supernova. Para llegar a ellos, los científicos utilizaron el detector de neutrinos más grande del mundo: toda una instalación que cubre un kilometro cuadrado de hielo. Este detector, encuentra neutrinos cuando detecta una onda de choque parecida a la de los aviones cuando sobrepasan la velocidad de la luz y emiten destellos luminosos. 
“Es una onda de choque de luz. Esto crea un flash luminoso de color azul llamado radiación Cherenkov, y puede ser visto utilizando detectores muy sensibles.”
Un aspecto interesante de los neutrinos, además del hecho de que hayan recorrido distancias enormes para llegar al Polo Sur, recae en que pueden viajar más rápido que la luz a través del hielo. “Sé que suena imposible”, dice Plait, “pero la velocidad de la luz es el límite universal cuando se está viajando a través del vacío. La luz se ralentiza al pasar a través del aire, un líquido o la materia. Así que una partícula subatómica puede viajar más rápido que la luz a través de la materia, mientras que aún viaja más lento que la luz cuando está en el vacío.”
Los científicos están 99% seguros de que estos neutrinos son viajeros intergaláctivos. Pero aún hay mucho trabajo por hacer y continuar corroborando datos.
Fuente: io9